miércoles, 6 de octubre de 2010

Sudáfrica, la gran desconocida

Pues parece que me ha costado más de lo que pensaba comenzar a escribir... vamos a intentarlo una vez más y a ver que sale.
Este año hemos ido a Sudáfrica, más movidos por la curiosidad que por el afán futbolístico. El viaje lo comenzamos a planear con mucho mimo en enero, aunque viajamos en Septiembre. La estancia total sería de 15 días, con coches de alquiler y 4 vuelos internos para salvar las grandes distancias de este descomunal pais de 1.219.912 km² de superficie. Todo lo haríamos por nuestra cuenta, con excepción de la parte del "safari" que decidimos hacerlo en la modalidad de game lodge. He de decir que después de tenerlo todo organizado, nos entró algo de miedo, sobre todo por las noticias a cerca de la inseguridad que publicaron muchos medios durante el mundial, pero una vez concluido el viaje, he de decir que esto se aleja mucho de la realidad que nosotros vivimos.
Salimos de Madrid con dirección Johanesburgo, en vuelo directo (10 horas). Una vez allí y tras una escala bastante larga, tomamos otro vuelo a Nelspruit, (duración de algo más de una hora) provincia de Mpumalanga famosa por el Parque Kruger. Si queréis ir a Kruger, tenéis dos opciones de aeropuerto: Nelspruit y Hoedspruit. Nosotros volamos con South Africa Airlines, y como reservamos con bastante tiempo el precio de los vuelos salió bastante bueno (+/- 60 Euros) He de decir que el límite de equipajes es de 20kg y son muy estrictos, por lo que tuvimos que pagar en la mayoría de vuelos internos por exceso. En el mismo aeropuerto recogimos nuestro coche de alquiler. Oh my good! Que complicado fue al principio conducir por el lado contrario. Para ser sinceros, pensé que nos mataríamos antes de llegar al hotel, pero de alguna manera el cerebro se acostumbra pronto, y el segundo día ya no hubo ningún problema. Pusimos rumbo al Hotel Casa Do Sol en Hazyview. De este maravilloso hotel puedo destacar sobre todo, su magnífica comida. Desayuno y cena a la carta están incluidos en el precio de la habitación, y las cenas son SIMPLEMENTE ESPECTACULARES! Las habitaciones son muy espaciosas, limpias y cuidadas. El personal muy amable.

Desde aquí nos moveríamos para hacer la ruta del Blyde River Canyon, aunque esta os la contaré en otra entrada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada